Que hacer en verano.

Cosas que hacer solo en verano.

   Que hacer en verano, apuntate esto. Son pocos meses y hay que disfrutarlos. Hay cosas que solo se pueden hacer en determinados momentos del año.

 

 

   Ahora que es verano, hay  pequeños placeres, que duran poco días. Que no se te pase ninguno.

 

Que hacer, en verano:

La playa como tu segunda residencia.

    Lo tiene todo para hacerte feliz. En ella puedes leer, jugar con la arena, pasear, fortaleciendo tus músculos y refrescando tu piel entre baño y sol. Estar horas viendo el atardecer con tu pareja. Es la playa, y se tiene muchas posibilidades de disfrutarla de muchas maneras..

 

Como no, ir a un parque acuático.

   Pasar el día en el, con o sin hijos, esto es ha elejir. Estoe también sirve para los parques de atracciones con atracciones de agua. Esta época, es ese momento donde podemos estar todo el día en el agua, tirados en el césped, hacer una excursión y disfrutar de la vida.

 

Estar más tiempo con que más quieres.

   En la época del frío, los deberes, el trabajo y las actividades extra escolares, son cosas que apenas nos da tiempo para estar en familia y dormir. Estos meses hay que disfrutarlos y relajarte, pasar más tiempo con todos ellos, en familia, haciendo cosas en común, como cantar, hacer puzzles, senderismo, montar en bici, etc…

 

Alimentarte de la fruta.

   Hay algo que nos apetece a todos en verano, y son las cosas frescas, con mucha agua, como las frutas. En los meses de verano hay una gran variedad: las cerezas, el melón, la sandía, las frambuesas… Come todas las que puedas, son estupendas para el organismo, consúmelas heladas, solo frías, en ensaladas, en zumos, como más te apetezcan…

 

 

Salir al cine de verano. 

   En una noche fresca, disfrutar de una película, a la luz de las estrellas o simplemente relajarse en una tumbona. Suelen poner películas clásicas, pero hay otros muchos que ponen últimos estrenos. Aprovechalo al menos un día, detrás de ese, seguro que vendrá otro.

 

Ir ha una terraza y cenar.

   No me refiero a una terraza de calle, de las que tienen cerca la carretera. Me refiero a cenar en un restaurante con jardín, o en una azotea de la ciudad, en la plaza más simbólica de la ciudad o en ese rincón que solamente conocéis algunos. Incluso en casa, si puedes, sal a la calle, aunque tu terraza sea pequeña.

 

Ponerse al Sol.

    Tomar el sol puede que no te guste mucho, pero hay que pensar, que, moderadamente, es bueno para nuestro sistema orgánico. Los que viven en ciudades con más sol suelen ser más feliz, así que deja que te acaricie de vez en cuando. Estando en la piscina entre sol y sombra, y leer un buen libro, sentir la hierba bajo tus pies, etc…

 

Mientras paseas al sol, come helados.

   Una cosa es comer helados en casa, y otra pasearte con un helado por tu ciudad. Son momentos diferentes. Si aún no te has comido un helado por la calle no sabes lo que te estas perdiendo.

 

Otras cosas como:

    Ponerte sandalias sin calcetines, no tener que secarte el pelo, no llevar una cazadora, chaqueta o abrigo, debajo del brazo. Vivir de color la vida, con las gafas de sol puestas todo el día, pasearte en bikini y pareo, sentirte libre de los zapatos y de la ropa, y olvidarte del invierno y lo que esa estación trae con ella.

Si te ha gustado, y quieres saber más, pincha aquí.

 

 

Compartir Publicación: